José Luis 公開
[search 0]
もっと

Download the App!

show episodes
 
Jose Luis Molina te muestra el paso a paso de lo que necesitas para transformar tu cuerpo y acelerar tu camino hacia verdaderos resultados. No importa tu edad, sexo o nivel de actividad física, su asesoría y conocimientos te proporcionarán las herramientas para ayudarte a alcanzar tus metas en pérdida de peso más rápido de lo que nunca pensaste posible.
 
Es un podcast creado para difundir un proyecto de radio creado por alumnos y docentes de la escuela primaria 18 de Luis Guillon, partido de Esteban Echeverría en la provincia de Buenos Aires. El fin es la utilización de nuevas herramientas tecnologicaspara mejorar las prácticas educativas y brindar a los alumnos una educación de calidad e inclusiva. Además, permite que los alumnos tengan un espacio donde su voz también sea escuchada.
 
Loading …
show series
 
«Y no diré yo que no haya un pasado que sirva para algo. Sirve en tanto en cuanto que ilumina el presente, en tanto en cuanto que es manantial de futuro. Es decir: sirve el pasado en la medida en que deja de serlo, en la medida en que se torna acicate y no añoranza». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Vivir en el presente. El…
 
«Las únicas armas verdaderas contra la guerra son la sonrisa y el perdón, que juntos producen la ternura. De ahí que alguien que quiere a su mujer y a sus hijos sea mucho más antibelicista que quienes acuden a manifestaciones. De ahí que un buen compañero de oficina que siempre tiene a punto un buen chiste sea más útil para el mundo que quienes esc…
 
«¿Y por qué ellos tiene luz y la mayoría no? No, desde luego, por instinto ni por nacimiento. Sólo tiene luz el que ha ido recogiéndola, cultivándola. La luz, la belleza, están en el mundo, pero hay que ir sabiendo recogerla. Y hay que empezar por tener las manos abiertas y no como los egoístas, cerradas, empuñadas. Todo el que tiene la luz en sus …
 
«Lo diré sin rodeos: no conozco cosa más peligrosa que esa moral del éxito que se ha impuesto en nuestra sociedad y según la cual el nivel de una vida humana se mide por el triunfo externo conseguido.No parece difícil descubrir que las estrellas empiezan por estar dentro, que mejor que servir a la veleta de las opiniones ajenas es trazarse una meta…
 
«Hablamos mucho, conversamos poco.... Yo prefiero llamar diálogo al encuentro sereno en el que dos almas se desnudan y se encuentran..» . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. El ocaso de la conversación. El texto completo 👉 https://bit.ly/RazonesparalaAlegría 📧 Correo electrónico: joseluismartindescalzo@gmail.com 📷 Instagram: htt…
 
«Me parece que a los jóvenes de hoy habría que explicarles muy bien que la especialización es algo que impone el volumen de la ciencia moderna. Pero que eso no obliga a la mutilación cultural... Explicarles también que no hay ciencias «buenas y malas», puesto que todas son dignas, y que sólo es indigna la que le atrofia a uno todo el resto del alma…
 
«Doña Anita es una vieja-viejísima-viuda-viudísima que vive en una ciudad de cuyo nombre prefiero no acordarme. Porque esto que voy a contar es una historia absolutamente real, aun cuando tenga tanto olor a fábula como tiene. [...] Y mientras doña Anita lloraba y lloraba de alegría, se dio cuenta de que el mundo era hermoso y la gente era buena, y …
 
«¡Ah!, sí: la vida es una larga paciencia y el desaliento es una gran cobardía. ¿Cómo podríamos tolerar que la incomprensión nos detuviera? ¿Tan poco creemos en nuestra propia alma que nos puede maniatar una injusticia? Sí, es cierto: la gente que dice que pierde la fe es que no la ha tenido nunca. Y quienes pierden la fe en su tarea es que nunca l…
 
Intento hacer un programa o sección motivacional semanalmente donde trataremos de comunicar diferentes "experiencias de la vida" en las distintas áreas que sabemos te pueden servir para realizarte mejor en tus proyectos de vida.Mi trabajo es buscar y buscar todo lo positivo y enseñanzas que brinda la vida para que nosotros seamos mejor en nuestro h…
 
«Con ello estoy queriendo decir que en este tercer volumen entrego las que, en definitiva, son las últimas claves de mi vida. Soñé, a lo largo de mi vida, muchas cosas. Ahora sé que sólo salvaré mi existencia amando; que los únicos trozos de mi alma que habrán estado verdaderamente vivos serán aquellos que invertí en querer y ayudar a alguien. ¡Y h…
 
«Entonces aprendí también que el dolor era parte del juego. No una maldición, sino algo que entraba en el sueldo de vivir; algo que, en todo caso, siempre sería insuficiente para quitarnos la alegría. Gracias a todo ello, ahora —siento un poco de vergüenza al decirlo— ni el dolor me duele, ni la amargura me amarga. No porque yo sea un valiente, sin…
 
«Y, tras la pausa del gozo, el amor prosigue su vía crucis. Simeón le explica que el amor no es una confitería, que siempre hay una espada en el horizonte, que el dolor es el crisol del amor. Y hay que empezar a amar de esa manera absurda que es huir en la noche porque este mundo empieza a no soportar al amor apenas ha nacido. Amar —ahora lo entien…
 
«Así es. Esperadme. Sólo tardo tres días. Ya os dije que no estaba muy a gusto en la muerte. Volveré a la vida porque soy inmortal y os haré inmortales. No os quedéis llorando sobre mi cuerpo muerto. La esperanza que tengo preparada el domingo es más alta y más ancha que la más ancha muerte. Y los que ahora en el mundo ascendéis el Calvario de vues…
 
«Además, voy aprendiendo de la máquina muchísimas cosas. Durante esas cuatro horas de cada sesión uno tiene tiempo para pensar mucho. Y a veces me digo: ¿ves? Así es el Cuerpo místico. Uno tiene la sangre envenenada y viene otro y te presta la suya bien limpita y llega un momento en el que ya no sabes muy bien qué sangre es tuya y cuál te dio el ve…
 
«Eso es: los cristianos no vivimos un superficial ecologismo pagano que adora a la naturaleza por sí misma. Nosotros creemos que el mundo entero late. Y que en todos los latidos respira el mismo corazón que lo creó todo: hombres, animales, plantas, cosas. Todo es digno de respeto y amor. Por eso yo, después de haber rezado y querido mucho a los hom…
 
«No sé si todo esto que estoy contando será una herejía. Pero, al menos, a mí me sirve. Porque si tengo que esperar a ser santo para empezar a hablar a la gente de Dios, aún me estaría calladito. Y si sólo puedo escribir de la alegría cuando todo me va bien, me pasaría media vida ayunando letras. Comprendo que tengo obligación de tener las manos ll…
 
«Humano es el afán de ser mejores, el saber que aún estamos a medio camino, el señalarnos como meta la perfección aunque sepamos que nunca llegaremos a la meta total». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para vivir. La apuesta de ser hombre. El texto completo 👉 https://bit.ly/RazonesparaVivir 📧 Correo electrónico: joseluismartindescalzo@gmail.…
 
«Es curioso: nos creemos libres e informados. Y todos vivimos dentro de campanas de cristal. Y, desde lejos, condenamos a cuantos no encajarían dentro del aire de nuestra campana. Todos —y no sólo los exquisitos— vivimos en nuestras torres de marfil y, desde ellas, disparamos a lo que nos rodea. Tienen que venir algunas experiencias dramáticas para…
 
«…ser cristiano es ser «más» hombre y no hombres renuentes, asustados, enlutados, confundidores de la esperanza con la babia expectante. Siempre he creído que Cristo fue precisamente eso: el ser humano que ha vivido más en plenitud, el único que realmente existió completamente «a tope», siempre vivo y despierto, siempre ardiente y quemante, el únic…
 
«Siempre que yo me monto en un tren sé que la historia del ferrocarril está llena de accidentes. Pero no por eso dejo de usarlo para desplazarme. «La Iglesia —decía Bernanos— es como una compañía de transportes que, desde hace dos mil años, traslada a los hombres desde la tierra al cielo. En dos mil años ha tenido que contar con muchos descarrilami…
 
«…no estoy invitando a mis lectores a la locura, pero sí quiero decirles que vivir siempre «con freno y marcha atrás», renunciando a todo lo que de veras amamos, es una manera innecesaria de adelantarse a la muerte. Y así es como muchos se van mutilando de todo lo importante (porque todo lo importante es arriesgado) y se van volviendo solemnes y se…
 
«Un hombre, una mujer, deben partir, me parece, de una aceptación y de una decisión… Convenzámonos: un pez debe ser pez, un estupendo pez, un magnífico pez, pero no tiene por qué ser un pájaro. Un hombre inteligente debe sacarle la punta a su inteligencia y no empeñarse en triunfar en deportes, en mecánica y en arte a la vez… Porque sólo cuando emp…
 
«Un hombre verdaderamente libre es aquél, me parece, que piensa y dice lo que cree pensar y decir, y jamás se pregunta si con ello está o no al último viento. Y será doblemente libre si no se encadena a grupos, a bloques de pensamiento». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Vivir con la lengua fuera. El texto completo 👉 https:/…
 
«Efectivamente: haber estado, aunque sólo sea una vez, enamorado —de un hombre, de una mujer, de una idea, de una tarea, de una misión— es lo más rejuvenecedor que existe. Esas gentes a quienes brillan los ojos, que miran la vida positivamente, que se alimentan de esperanzas, que poseen una misteriosa armonía, que irradian esa luz que les transfigu…
 
«Un escritor puede quejarse de que tiene que escribir a todas horas. Otros (Santa Teresa y, con perdón, este servidor) prefieren pensar que «ojalá supieran escribir con muchas manos». Una madre de familia puede dejar que se agrie su vida sólo porque sus hijos le salen rebeldes, y otra puede seguirles amando por la simple razón de que son sus hijos …
 
«Mi maestro pensaba que el único modo de llegar a los grandes sueños es por pasos cortos, pero que también la única manera de mantener la constancia en los pequeños pasos de cada día era vivir tensos porque tiraban de nosotros los grandes sueños». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Elogio de la nariz. El texto completo 👉 http…
 
«A mí me encanta entender la vida como una apasionante aventura. Creo que me mantendré joven mientras siga creyéndolo. Me apasiona entender la vida como un reto que debo superar, como un riesgo que debo correr y en el que tengo que vivir tensamente para realizar cada uno de sus minutos». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Nac…
 
«En el amor hoy ya sólo creen los santos y unas cuantas docenas de niños, de ingenuos o de locos. Pero si un día también éstos dejaran de creer en ello habríamos entrado en la edad glaciar». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. La impotencia del amor. El texto completo 👉 https://bit.ly/RazonesparalaAlegría 📧 Correo electrónico:…
 
«Yo siento una cierta compasión ante los niños de ahora, a quienes les damos ya todo inventadísimo. ¿Para qué van a hacer el esfuerzo de imaginar cuando, a diario, les bombardeamos con imágenes desde que amanece hasta que se acuestan?». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Defensa de la fantasía. El texto completo 👉 https://bit…
 
«Un libro, un verdadero libro, debe destrozar nuestras rutinas a golpe de hacha, debe convulsionarnos, sacudirnos por la solapa, empujarnos a la felicidad, sí, pero no a la felicidad del placer, sino a la de estar vivos. ¿Merece ser leído un libro que nos penetra menos que la muerte de un hermano? ¿Para qué leer algo que nos hace admirar a su autor…
 
«¡Cómo no iba a gritar! Gritó, gritó. Y su grito sigue ahí, taladrando las paredes de la eternidad. Y los hombres inventan un mar de ruidos y de estruendos para no oír su grito. Nadie lo escucha, apagado por los televisores, amortiguado por las guitarras eléctricas, cloroformizado por las risas de un mundo que no quiere oír los llantos de los hombr…
 
«Claro que hay que empezar por tener el corazón muy en Dios para hablar bien de él. El cristiano es un apóstol, no un charlatán de feria. Y tiene que empezar por cumplir aquel consejo que daba Von Hügel: «Cuando el cristianismo es odiado por el mundo, la hazaña que al cristiano le corresponde realizar no es mostrar elocuencia de palabra, sino grand…
 
«La primera ley de la existencia humana me parece esa de que nuestra vida sirva para algo o, mejor, para alguien. Ayudar a alguien, animar a alguien, amar a alguien, iluminar a alguien, engendrar a alguien. No sólo a mí mismo. Yo no puedo haber nacido para cultivar sólo mi hermosa cabecita. Y ya sé que engendrar almas es mucho más difícil que dar a…
 
«Mas para el cristiano el mal no está en la carne, sino en la carne sin amor. Para el cristiano el sexo no es «una servidumbre animal, sucia y horrorosa», sino uno de los caminos para el encuentro total de dos seres, alma y cuerpo. Puede haber una infinita belleza y pureza en el encuentro de dos seres cuando lo que se encuentra es la totalidad de a…
 
«Por eso yo creo que contra la desesperanza no hay más que una medicina: la decisión y la tozudez. Ahora que ya estamos todos de acuerdo en que el mundo es un asco, vamos a ver si cada uno barre un poquito su propio corazón y los tres o cuatro corazones que hay a su lado. El día en que nos muramos, tal vez el mundo siga siendo un asco, pero lo será…
 
«Por eso me da pena la gente que repudia a los muchachos porque no le gustan sus modales, lo mismo que me dan pena los muchachos que creen que son jóvenes sólo porque son desgarbados y gamberretes. La juventud es mucho más: es pasión, esperanza, audacia, autoexigencia, aceptación del riesgo, elección de las cuestas arriba. Y luz en la mirada. Los v…
 
«Alguien que nos ayude a sonreír cuando estamos tristes es más sólido que mil acciones en bolsa. ¡Y qué barato sale tener un buen amigo!». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Las riquezas baratas. El texto completo 👉 https://bit.ly/RazonesparalaAlegría 📧 Correo electrónico: joseluismartindescalzo@gmail.com 📷 Instagram: https:/…
 
«Reconozco que esa pregunta —¿de qué está sirviendo mi vida?— deberíamos planteárnosla, por obligación, todos los seres humanos al menos una vez cada seis meses. Porque esto de vivir es demasiado hermoso como para que pueda escapársenos como arena entre los dedos». . . . José Luis Martín Descalzo. Razones para la Alegría. Vidas perdidas. El texto c…
 
«A estas horas hay en cualquier ciudad de España —y del mundo— cientos de mujeres (y también de hombres) que se están hundiendo en la amargura porque no han tenido el coraje de asumir día a día la realidad y han preferido refugiarse —encerrándose en la mentira— en sus sueños. Son tal vez también almas que pudieron ser grandes: estaban llenas de ilu…
 
«Sería también necesario decirles que no hay «recetas» para la felicidad, porque, en primer lugar, no hay una sola, sino muchas felicidades y que cada hombre debe construir la suya, que puede ser muy diferente de la de sus vecinos. Y porque, en segundo lugar, una de las claves para ser felices está en descubrir «qué» clase de felicidad es la mía pr…
 
«Sí, tal vez ésta sea la clave de la alegría: descubrir que tenemos alma, explorar las dimensiones del espíritu, atreverse a creer que no es que la vida sea aburrida, sino que los que somos aburridos somos nosotros, que nos pasamos la vida como millonarios que llorasen porque han perdido diez céntimos y olvidado el tesoro que tienen en la bodega de…
 
«Y, asombrosamente, la sonrisa —que es la más barata de las ayudas— es la que más tacañeamos. Es mucho más fácil dar cinco duros a un pobre que dárselos con amor. Y es más sencillo comprarle un regalo al abuelo que ofrecerle media hora de amistad. Dar sin amor es ofender. Lo decía con palabras tremendas, pero verdaderísimas, san Vicente de Paúl: «R…
 
«Conozco gentes que tienen el alma como un museo, colgados sus títulos por las paredes, colocados sus viejos recuerdos sobre pedestales como hermosas estatuas, y nos invitan a pasear por su pasado como por las frías y empolvadas salas de un museo. Pero no corren niños por los jardines de sus calles, no hay en ellos fuentes, mucho menos fuego. Su ci…
 
«Y nadie percibe que en el silencio está Dios, que hace dos mil años se nos volvió Palabra silenciosa. Pisó el mundo sin ruido, no entró en la humanidad precedido de heraldos trompeteros, sino calladamente, en un portal perdido en un poblacho, entre dos bestias silenciosas y dos padres que le miraban atónitos y callados. Es terrible, sí: «Vino Dios…
 
Loading …

クイックリファレンスガイド

Google login Twitter login Classic login